Se acabó el duelo en Cuba

4 diciembre, 2016 § 2 comentarios

fidel1

Se acaba el duelo en La Habana. Hoy terminan los 9 días decretados de duelo en la isla caribeña durante los cuales la cenizas del dictador pasearon por todos los pueblos de Cuba para que la gente de manera espontánea saliera a manifestar su pesar y tristeza por la muerte de su líder. Tan espontáneas esas manifestaciones que cuentan que a un hombre que se negó a ir a expresar su congoja porque le quedaba muy lejos, lo golpearon y metieron preso.
En fin, que se acaba el paseo del difunto y los días de duelo y quise recoger en este post algunas de mis reacciones el día que dieron la noticia de la muerte de Fidel Castro y del momento en que me enteré, a las dos de la madrugada del 26 de noviembre.
26 de noviembre. 2:40

Adiós Fidel

¡Suban el fuego a esa paila!
¡Que ahí les llega Fidel!
Ahora la libertad baila
¡A la calle a echar un pie!

Se murió el dictador
¡Prendan el televisor!
Pongan la radio, pongan la radio
Tiempo de celebración.

El que se creía eterno
Finalmente se murió
Lo esperan en el infierno
Qué alegría que nos dio.

No era inmortal el tirano
Ya la pata la estiró
Murió el que al pueblo cubano
Tantas tristezas le dio.

Finalmente pasó algo
Que de pronto lo borró
Como una luz cegadora
Que al averno se mudó.

Adiós Fidel Castro Ruz
No creo que veas la luz
Tu eternidad será oscura
Como de noche sin luna.

No tendrás paz en tu tumba
Y el mundo saldrá de rumba.
Adiós comandante Castro
Olvidaremos tu rastro.

26 de noviembre a las 9:54

Miquilena, Bernardo Álvarez, Fidel. La muerte viaja en autobús y necesita un chofer.

26 de noviembre a las 14:16

Lo medios tradicionales, tv. prensa y radio, ensalzan al muerto. Hablan de su «obra», sin mostrar la sangre que derramó, los presos que torturó, los muertos que a sangre fría sembró, la gente que de hambre mató, los cuerpos que mar y tiburones desaparecieron al querer escapar de esa obra.
Mientras, las redes celebran con sinceridad la desaparición física del tirano. A mazazos lo volverán cenizas que ni para lecho sanitario de gatos servirá.
Por eso, esos medios hipócritas van en picada. Porque por la corrección política obvian el dolor de los seres humanos.

26 de noviembre a las 20:19

Se oye desde el infierno:
«A VER, A VER, LOS DE GORRAS VERDES Y ROJAS QUE ESTÁN JUNTOS EN ESA PAILA, SE ME ORGANIZAN, CULO CON CULO, QUE ESTE INFIERNO ES UN LUGAR SERIO».

26 de noviembre a las 11:55

Murió Fidel Castro —qué bien suena—, Cuba y Venezuela descansarán en paz.

26 de noviembre a las 20:07

Nunca falta un aguafiestas que salga con «Sí, Fidel se murió, pero quedó Raúl». «Sí, se murió Fidel, pero seguimos con Nicolás». O, lo que más me arrecha, «Es horrible alegrarse de la muerte de un ser humano».
Obviamente, quienes así se expresan, aparte de ladillas, no han entendido que la alegría no es por la muerte de la persona, sino por todo lo que esa persona encarnó en violación de libertades, pelotones de fusilamientos contra quienes pensaban diferente, torturas y exilio de quienes se atrevieron a manifestar su disidencia, la traición a personas que lo apoyaron y lo ayudaron a llegar y sostener el poder, a quienes no dudó en apresar y asesinar cuando ya no le fueron de utilidad, o cuando esas personas eran más útiles muertas que vivas. Se celebra la muerte de un tirano, no la de un hombre. La muerte de un déspota que les negó la patria a millones de ciudadanos.
¡Bien muerto está y que arda eternamente en el infierno junto a los otros como él, Franco, Gomez, Pérez Jiménez, Hitler, Stroessner, Pinochet, el inefable Hugo Chávez…!

27 de noviembre a las 13:24

La muerte de Fidel ha opacado la masacre de Barlovento.
El horror cotidiano.

26 de noviembre a las 11:48

Qué conflictos tiene hoy Satanás en el infierno tratando de que no se encuentren Miquilena, Chávez y Fidel. Juntos le vuelven en un segundo el Averno en una Venezuela.

26 de noviembre a las 3:15

Hay hombres que al morir, no se liberan. La historia los hace esclavos de su acción.

27 de noviembre a las 15:10

No hay épica en La Habana
Uno puede pensar que es una injusticia que Fidel Castro haya muerto anciano, ¡90 años! Tranquilo en su casa, rodeado de sus jalabolas que le deben haber limpiado la mierda embarrada en sus vetustas nalgas y los meados chorreados de su falo inerte.
Pero, aunque parezca que no es justo, es lo mejor que pudo pasar. Tuvo todo el tiempo del mundo para demostrar la calaña de ser humano que fue. Murió con su imagen de tirano, asesino, hambreador, torturador y chulo intacta. Más de 60 años ejerciendo el poder y demostrando que todo aquello por lo que apuntó su fusil no fue más que un montón de mierda. Que los pobres no le importaron jamás. Que de las injusticias que denunciaba se valió para perpetuarse en el poder. Que la igualdad era sólo una entelequia y que los Derechos Humanos eran una moneda de cambio.
De haberlo atravesado una bala, de haber sido derrocado, encarcelado, torturado, despellejado lentamente como nos hubiera gustado, terminaría convertido en mártir y héroe.
Pero no. Murió en su cama hedionda a excrementos, rodeado de lujos, de los lujos en los que siempre vivió, con sus chándales de marca, sus costosos habanos, su caro champán, sus millones de dólares. Murió rico y en la tranquilidad de su casa. Anciano y sin control de esfínteres, meado y cagado como muchos de aquellos torturados por su dictadura.
No hay mito. No hay héroe. No hay un perseguido. La vida permitió que muriera dejándolo desnudo ante el mundo. Despojándolo del más mínimo rastro épico. Como se lo merecía.

Anuncios

Etiquetado:, , ,

§ 2 respuestas a Se acabó el duelo en Cuba

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Se acabó el duelo en Cuba en P(u)ateando la vida. Otro blog de Golcar.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: